2.8 C
Ushuaia
martes, mayo 21, 2024
InicioEconomiaCanje de bonos: la UBA comenzó la auditoría y un think tank...

Canje de bonos: la UBA comenzó la auditoría y un think tank advierte por el impacto en ANSeS

El dictamen estaría listo en dos semanas. Un centro de estudios presidido por el vicerrector de la UBA alerta sobre las “debilidades” de la medida.

Una semana después del pedido de Sergio Massa, la Facultad de Ciencias Económicas de la UBA inició la auditoría del demorado canje de deuda y en las próximas semanas podría emitir un dictamen. La casa de estudios, controlada por el radicalismo, accedió a evaluar la operación, luego de que quedara envuelta en la polémica por el revuelo que generó en el mercado y las denuncias de la oposición.

“Ya se empezó a hacer y está a cargo de profesores de la facultad”, confirmaron fuentes de la UBA. Massa solicitó la evaluación la semana pasada a la institución y la Auditoría General de la Nación (AGN), en donde en ambos casos cuestionaron que se salteara al Congreso. Pero mientras el vicerrector de la universidad, Emiliano Yacobitti, aceptó el requerimiento, el titular de la AGN, Jesús Rodríguez, aseguró que el organismo no es “asesor” del gobierno.

Massa busca despejar los cuestionamientos a la medida, sin pasar por el Parlamento. A través de un DNU, el Gobierno ordenó el 23 de marzo pasado a la ANSeS y otros organismos que liquiden sus bonos en dólares por un bono dual en pesos (ajustado por inflación y devaluación) con vencimiento en 2036. El objetivo era contener los dólares paralelos y financiar el déficit público en un contexto de pérdida de reservas y deterioro fiscal.

Pero un sector de la oposición salió a exigir la derogación de los decretos y presentó una denuncia penal por “vaciar” el Fondo de Garantía de Sustentabilidad (FGS) de ANSeS con la venta “forzosa” de bonos en dólares a cambio de títulos en pesos. En ese marco, Massa le pidió a la UBA y la AGN que dictaminen si la medida perjudica o favorece a los organismos tenedores de los títulos (Globales y Bonares), sin evaluar el impacto sobre el Tesoro.

Mientras tanto, el Centro RA -un think tank que realiza investigaciones en el ámbito de la Facultad de Económicas (UBA), presidido por Yacobitti- dio a conocer una opinión preliminar sobre las “virtudes” y “debilidades” de la medida. “El canje propuesto por el Gobierno Nacional implicaría un cambio de acreedor, como así también una pesificación de portafolio del sector público y una dolarización del sector privado”, señala en un trabajo publicado días atrás.

El mismo explica que el costo financiero dependerá de las expectativas del mercado. Esto significa que en la medida que el público mantenga en mayor medida un sesgo arriesgado, el ‘costo’ implícito de las ventas será menor para el Estado. En cambio, si los inversores rechazan una mayor exposición al Tesoro (riesgo bono), asociado a variaciones de precios y riesgos de reestructuración, “el precio ofertado se deprimiría, aumentando así el costo de la operación”.

El documento alude también a las marchas y contramarchas de Economía. Es que, el 18 de enero se anunció la recompra de deuda, lo que generó un “impacto positivo” en la cotización de los títulos (especialmente aquellos con vencimiento a 2029 y 2030). “Sin embargo, el precio actual se ha deprimido, disminuyendo un 25% respecto del pico”, explicó el Centro RA. Y, en marzo, se oficializó el canje y venta de bonos. Desde entonces, subieron hasta un 3%.

Para el think tank de Yacobitti, una de las virtudes es que “el Gobierno podría intervenir en el mercado cambiario financiero a lo largo del año para morigerar las turbulencias que traigan aparejadas las adversas condiciones macroeconómicas que estamos transitando, sin la utilización de reservas netas del Banco Central”, aunque para estabilizarlo “se precisaría que la demanda del bono en dólares convalide el exceso de oferta en el segmento pesos”.

Por el contrario, una mayor brecha cambiaria perjudicaría a la ANSeS, ya que los entes recibirán un bono en pesos ajustado por inflación o devaluación. “Ello podría impactar negativamente en el patrimonio de los Entes en caso de que el tipo de cambio mayorista (A3500) diverja demasiado de la cotización del dólar financiero”, afirma el documento. Y agrega: “El canje implica una nueva emisión de títulos, por lo que se aumenta el nivel de deuda del Estado nacional”.

Por último, “no parece del todo inadecuado -dice el estudio- la consolidación del manejo de las cajas y las tenencias de activos financieros de distintas entidades públicas en la órbita del Tesoro Nacional, en un escenario de paulatina merma de reservas” Y concluye: “Sí resulta discutible la oportunidad y los objetivos últimos de la medida, requiriendo necesariamente un análisis macroeconómico integral y no un único enfoque de valuación de activos”.

ARTICULOS RELACIONADOS