8.8 C
Ushuaia
viernes, febrero 23, 2024
InicioPolíticaMillonaria condena a Independiente: Hugo Moyano no pagó los aportes sindicales de...

Millonaria condena a Independiente: Hugo Moyano no pagó los aportes sindicales de los trabajadores del club

La gestión del camionero en el Rojo dejó una deuda de más de $ 84 millones por contribuciones a la obra social y al gremio Utedyc. La justicia ordenó a la actual administración cancelar parte de lo adeudado.

Hugo Moyano siempre ha hecho culto de ser uno de los sindicalistas más comprometidos con la defensa de los derechos de los trabajadores. Lideró desde la conducción de Camioneros innumerables conflictos por aumentos salariales y otros tantos para exigir a las empresas el pago de los aportes a su sindicato.

Sin embargo, esa retórica estuvo en las antípodas de cumplirse cuando le tocó estar del otro lado de la mesa: su gestión al frente de Independiente dejó una deuda de más de 84 millones de pesos en aportes sindicales y a la obra social de los 500 trabajadores del club de Avellaneda.

Justamente por una parte de esa millonaria deuda Independiente fue condenado por la Justicia. Este jueves una sentencia del Juzgado Federal de 1º Instancia Civil, Comercial y Contencioso Administrativo de Quilmes ordenó a la actual administración del club, que encabeza Fabián Doman, el pago de casi $ 13 millones a la Unión de Trabajadores de Entidades Deportivas y Civiles (Utedyc), el gremio que representa al personal de Independiente, por la falta de pago de los aportes sindicales.

El fallo en cuestión involucra la deuda de aportes acumulada entre febrero y diciembre de 2021, pero en la Justicia también se tramitan otros procesos en los que Utedyc reclama por el incumplimiento en el pago de las contribuciones de los afiliados al gremio durante los años 2017, 2018, 2019 y 2022, según confiaron a Clarín desde la representación legal de Independiente, en manos de Maximiliano Walker.

En total, la deuda solo por aportes sindicales asciende a $ 69 millones.

Adicionalmente, las autoridades de Utedyc reclamaron al club el pago de $ 15.021.426,71 por los aportes a la obra social del gremio (Ospedyc) que también dejó de pagar la gestión de Moyano al frente del “Rojo”. El reclamo se  corresponde con contribuciones que no fueron realizadas entre febrero de 2015 y fines de 2022 cuando el jefe de los Camioneros culminó su gestión en el club de Avellaneda.

En ese caso la deuda no llegó a instancias judiciales y la actual conducción de Doman acordó un plan de pagos con el sindicato de manera de evitar la interrupción de los servicios médicos de los trabajadores del club.

La falta de pago de los aportes sindicales y a la obra social del personal es solo una parte de la millonaria deuda que Moyano dejó en Independiente. Esta misma semana la gestión de Doman publicó el listado total de las deudas que arrastra el club de la administración anterior.

Según ese informe, se trata de por lo menos 27 compromisos que en total redondean unos 20 millones de dólares y contemplan falta de pago de salarios a futbolistas, técnicos, deudas con representantes, otros clubes y varios juicios abiertos.

En el mundo sindical y también entre los trabajadores de Independiente no pasaron por alto la paradoja que significa que justamente la gestión de un gremialista al frente del club haya culminado con deudas millonarias por la falta de pago de contribuciones a la obra social y al sindicato que representa al personal.

Incluso cuando ese tipo de demandas, con ruidosos conflictos, paros y polémicos bloqueos a empresas, ha sido desde siempre una de las banderas predilectas de Moyano desde la conducción de Camioneros y en buena medida también un elemento clave para explicar la consolidación de su poder en el escenario gremial.

También su fortaleza se amplificó con los años por la ofensiva que el jefe camionero puso en marcha para disputarle a otros gremios la representación de trabajadores de las más diversas actividades o su ambición para ubicar dirigentes alineados con su figura al frente de sindicatos enfrentados a su liderazgo.

En esa dimensión algunos gremios buscaron interpretar este jueves la millonaria deuda que acumuló Moyano con Utedyc: en 2021, en el marco del proceso de renovación de autoridades en ese sindicato, el camionero alentó a una lista opositora que pretendía desplazar a Carlos Bonjour de la conducción sindical.

Si bien Moyano y Bonjour fueron aliados durante años, especialmente cuando el camionero estuvo al frente de la cúpula de la CGT, con el tiempo el vínculo se desgastó. Con la gestión de Hugo y su hijo Pablo Moyano en Independiente y, tras el frustrado intento del camionero por desplazarlo de la jefatura de Utedyc, Bonjour rompió todo vínculo y se alejó definitivamente del mundo sindical que reporta al moyanismo.

ARTICULOS RELACIONADOS