4.8 C
Ushuaia
sábado, marzo 2, 2024
InicioCienciaPsoriasis: crean en el país el primer programa de inteligencia artificial para...

Psoriasis: crean en el país el primer programa de inteligencia artificial para un punto clave de la enfermedad

Los médicos podrán ahora determinar el grado de severidad sólo con una app en un celular. La avaló la Sociedad Argentina de Dermatología.

Las lesiones de la psoriasis, sus famosas “placas”, son fácilmente reconocibles para un dermatólogo preparado. Sin embargo, la enfermedad, que sufren medio millón de argentinos según los datos del Atlas Global de la Psoriasis y que se disparó en pandemia, tiene múltiples grados de severidad que se miden con un estándar internacional, el llamado score PASI.

Determinar ese grado resulta central para el paciente y dar con ese dato es un proceso que demanda mucho tiempo de consulta, un ojo médico bien entrenado y varios cálculos matemáticos. Ahora, por primera vez en el mundo, un programa de inteligencia artificial logró hacer el PASI por el médico. Y lo desarrollaron en Argentina.

Fast PASI es un ejemplo de ello. Con solo un celular, determina el Indice de la Severidad del Area de Psoriasis (PASI), el indicador más usado por los dermatólogos en el mundo. La app la desarrollaron un grupo de emprendedores locales con el asesoramiento de médicos especialistas en psoriasis y obtuvo el aval de la Sociedad Argentina de Dermatología (SAD).

psoriasis-2023

“Identificar la psoriasis es sencillo. Pero realizar el PASI, que es un paso fundamental a la hora de elegir un tratamiento para medir la severidad del paciente, genera una pérdida de tiempo importante y una necesidad de capacitación en el profesional. Hasta ahora vos tenías que analizar las lesiones porción por porción en todo el cuerpo y hacer una serie de cálculos que podían llevarte más de media hora. Con la aplicación, tomas cinco fotos con tu celular y el algoritmo hace el PASI por sí mismo”, explica Alberto Lavieri, coordinador del grupo de Psoriasis de la SAD.

En el desarrollo trabajaron médicos, biólogos y expertos en sistemas. Alberto Adem, uno de los socios detrás de Fast PASI, cuenta que surgió justamente porque vieron una necesidad de los dermatólogos. Que ya hay profesionales que la están usando y que el objetivo es que la plataforma esté disponible de manera gratuita para todos, para lo cual están buscando ahora algún formato de sponsoreo de parte de la industria farmacéutica.

La correlación de resultados entre el PASI que hace la app y la que hace el ser humano es altísima. “Comparamos la severidad aportada por datos de estudios pivotales con el análisis de las fotografías de la app y nos dio dentro de rangos perfectos”, afirma Lavieri.

El dermátologo tiene que tomar una foto dle paciente siguiendo las indicación de la app. Foto Fast PASIEl dermátologo tiene que tomar una foto dle paciente siguiendo las indicación de la app. Foto Fast PASI

¿Cómo funciona el algoritmo de inteligencia artificial en este caso? En la base, del mismo modo que el polémico ChatGPT: aprendiendo. El entrenamiento duró más de seis meses. Le “hicieron ver” más de 2.500 fotos de pacientes con psoriasis en las que primero le enseñaron a definir el área del cuerpo. Después, a ver si podía determinar el enrojecimiento, el grosor y la escamación.

“Se fueron haciendo iteraciones, correcciones, hasta que se llegó a un nivel de aprendizaje. Y con una parte de imágenes que no se usaron antes, se las cargó para que el algoritmo las identificara. Una parte se usó para que aprenda y otra, para que diera el examen”, grafica Adem.

Por qué el PASI es tan importante

El PASI fue definido en 1978 por dos investigadores suecos y es hoy el sistema más utilizado para evaluar la gravedad de la psoriasis. Contempla cuatro variantes para analizar las lesiones en las distintas partes del cuerpo. Combina la severidad con el área afectada para arrojar un número entre 0 y 72. Según ese índice, se clasifica la psoriasis en leve, moderada o severa.

Una de las pruebas de cómo arroja los resultados la aplicación. Foto Fast PASIUna de las pruebas de cómo arroja los resultados la aplicación. Foto Fast PASI

Esta clasificación es clave por dos razones. Primero, porque según la gravedad de la psoriasis se indicará el tratamiento. Segundo, porque para los grados más severos existen ya hoy drogas sistémicas de buenos resultados, pero que se incluyen en el grupo de los llamados medicamentos de alto costo, cuyo acceso no es fácil porque muchas veces prepagas y obras sociales lo obstaculizan. Y ahí entra el PASI: es la evaluación fundamental que piden todos los prestadores de salud para cumplir con la cobertura de la medicación.

“Todos los financiadores te piden un PASI detallado. Acá tenés un PASI detallado y no hecho por un dermatólogo sino homologado por la Sociedad Argentina de Dermatología”, remarca Lavieri sobre la utilidad de esta herramienta.

El especialista ve varias. Que democratiza el acceso a la medicina, que facilita un acceso más rápido a tratamientos que mejoran la calidad de vida, que le permite al médico tener una especie de historia clínica virtual del paciente en el que pueda hacer un seguimiento, y que a la vez resguarda su privacidad porque los datos no pueden compartirse.

Y respecto del debate por los riesgos de la inteligencia artificial, suma su mirada. “Puede ser un problema cuando se la da como perfecta y que no hay error, porque puede estar perdiéndose algo que el algoritmo no escucha. Pero aquí no se está haciendo un diagnóstico: el diagnóstico ya lo hizo antes el médico. El algoritmo lo único que hace es agilizar un montón de cosas y ganar ese tiempo para dedicarlo justamente a la relación médico-paciente”.

ARTICULOS RELACIONADOS