3.8 C
Ushuaia
domingo, mayo 19, 2024
InicioPoliciales"Te metés con la mafia y es así": los audios de la...

“Te metés con la mafia y es así”: los audios de la periodista asesinada en Corrientes

Griselda Blanco (44) era de Curuzú Cuatiá. Había denunciado a un comisario y mala praxis en un hospital provincial. Su ex pareja, detenido.

Mientras se aguarda el resultado de la autopsia al cuerpo de Griselda Blanco (44), la periodista asesinada en la ciudad correntina de Curuzú Cuatiá, una abogada de su confianza dio a conocer algunos audios que la víctima le había enviado por las presiones que recibía a raíz de las denuncias que realizaba por posibles casos de mala praxis en el hospital y también de policías que seguían en funciones pese a denuncias por abuso sexual.

Estoy sola en todo esto. Te metés con la mafia y es así”, se resigna Griselda Blanco en uno de los mensajes de la abogada que estaba al tanto de los aprietes que sufría. “No le mandaron una carta documento a usted, no la citaron?“, le dice a su abogada.

La periodista, muy comprometida con lo que sucedía en su ciudad, dijo que se había referido al desempeño del fiscal, la Policía y habló del maltrato que sufrían los habitantes de Curuzú Cuatiá.

La periodista Griselda Blanco, víctima de un crimen.La periodista Griselda Blanco, víctima de un crimen.

La abogada Silvia Casarrubia era en quien Blanco depositaba su confianza. A tal punto que a sus hijos les pidió que acudieran a ella si algo le sucedía. “Al final todos los comisarios son abusadores, corruptos, acosadores. Yo creí que este era un buen comisario”, dice en referencia a un oficial que llegó trasladado desde la localidad de Sauce. Allí lo habían denunciado por abuso.

“Me quedé helada cuando me llamó su hijo y me dice: ‘Mi mamá me dio su número por si le pasaba algo’. Yo estaba en contacto permanente con Griselda porque ella era hostigada por la Policía porque utilizaba su Facebook para denunciar distintos hechos”, indicó Casarrubia.

La abogada agregó que desde la Policía era de donde más presiones recibía la periodista de Curuzú. “Querían que revele sus fuentes, pero yo le decía que no tenía obligación de hacerlo. A muchas personas les molestaba que exponga irregularidades y delitos”, detalló.

En las últimas horas trascendió que la victima presentaba una herida de arma blanca en el cuello y que su cuerpo fue colgado con la intención de aparentar un suicidio. “Fue una maniobra muy burda”, admitieron investigadores.

Blanco fue encontrada muerta por un hermano el sábado a última hora de la tarde. El hombre fue a visitarla porque no respondía sus mensajes.

La mujer, que vivía sola, había sido asesinada al menos tres horas antes, según las primeras pericias.

Al no hallarse signos de violencia en los ingresos, la fiscal del caso dispuso la detención preventiva de la ex pareja de Blanco, Armando Jara (54), un periodista con el que la mujer mantenía un vínculo laboral pese al distanciamiento sentimental.

Griselda Blanco también estaba embarcada en una campaña para que se investigara a fondo una supuesta mala praxis en el hospital de Curuzú Cuatiá que derivó en la muerte de una entrañable amiga.

Los hijos de Griselda dieron a conocer una carta: “Nuestra madre no se suicidó, a nuestra madre la mataron. Ella decía verdades que nadie se animaba a decir. La querían ver callada y no pudieron… Hoy fue nuestra madre y mañana puede ser cualquier persona de esta ciudad. Todo va a salir a la luz. Pedimos justicia porque es lo que ella hubiese querido y lo que se merece. Justicia por Griselda Blanco”.

ARTICULOS RELACIONADOS